• Ahora tendrás la oportunidad de ingresar a nuestro foro privado y contar con mayor información, por favor lee las bases AQUÍ.

experiencia mística y Deja Vu con Jazmine

Augusto_Perez
VIP Member
Registrado25/3/19

¿Irías a ser muda que Dios te dio esos ojos?
Altazor - Vicente Huidobro

luego de semanas de mucha tensión, tanto física como emocional, decidí acudir a una de las bellas musas para un masaje de los buenos,
las semanas anteriores habían estado sumamente complejas, mucho trabajo, mucho problemas, y aumentando la carga del gym para bajar esos kilos demás pospandemia. Por lo que comienzo a revisar el sector de las masajistas en el portal y una intuición me lleva a quedar mirando el perfil de Jazmine, por lo que tomo el primer contacto con ella.
Lo primero a destacar es la simpatía y amabilidad, no fue cortante en ningún momento, me dio toda la información necesaria, super fluida, muy cariñosa en sus mensajes, por lo que ya desde el inicio crea un ambiente y una disposición muy buena para atenderse. Ya coordinada la hora y el día, me dirijo al lugar ya conocido, y me dirijo con esos nervios y ansiedad hacia el apartamento donde me esperaba la cita con la belleza,
siento aquellos tacones lejanos acercarse a la puerta y el corazón se acelera en cuestión de segundos, la puerta se entreabre lentamente y como siempre viene el misterios, entro despacio y a mi derecha una chica linda me invita a pasar a una habitación, muy simpática y amable, y me pide que espere un momento a Jazmine, a lo que accedo encantado. Sin estar muy pendiente de la puerta del box, siento que se abre y veo entrar una mujer hermosa, alta (un poco más baja que yo) figura estilizada, piernas perfectas, un busto pronunciado, redondo y levantado, perfecto para su cuerpo, un cabello preciso ondeado que se ceñia sobre su rostro y hombros como el marco perfecto para un cuadro hermoso, y lo que más me sorprendió y no pude dejar de mirar durante toda la atención, unos ojos maravillosos, y no por el color, ni por la forma, sino que por su mirada, en cuanto la vi a los ojos sentí en un segundo esa conexión mística inefable, como si la conociera de toda la vida, y una sensualidad y química increíble,
ella muy amable me saluda, me invita un vaso de agua, mientras no dejábamos de mirarnos y ciertos segundos nos quedábamos en silencio, disfrutando de aquella mística que ya iba encendiendo el deseo. Jazmine muy cariñosa me invita a recostarme (obviamente sin ropa) sobre la camilla, y comienza un masaje muy, pero muy bueno.
El masaje en si mismo me encantó, no solo por la técnica sino que por la dedicación, es una de las pocas masajistas que he conocido en este mundo que se dedico tiempo a cada parte del cuerpo, en las piernas, los pies, el trasero, la espalda, el cuello, y cada parte del cuerpo lo hizo con mucha dedicación, cuidado y una sensualidad que le es tan inherente que se siente natural y sumamente cómoda. Durante esta parte del masaje conversamos de muchas cosas, la vida, las experiencias, el trabajo, ella me contaba de su vida y yo de la mía, por lo que fue un momento muy agradable y relajado que disfruté a cada segundo.
Luego ya pasamos a la segunda parte, ella con una voz tan exquisita me dice "dese vuelta mi amor" en una forma suave y caliente al oido, lo que me hizo calentar en breve, y haciendo caso a su pedido, ella comienza un masaje frontal, y a besar mi cuerpo ya ardiendo en deseos, ella sabe leer muy bien cada momento, cada movimiento y sabe complacer de forma perfecta incluso sin tener que pedirlo, y debo decir que sus caricias fueron exquisitas, cada toque de sus manos hacían incrementar el deseo y erectar cada vez más mi miembro, lo que ella disfrutaba y seguía incentivando,
toma el preservativo y lo introduce en mi pene erecto de forma tan suave y exquisita que lo hizo poner cada vez más duro, a lo que ella responde con un beso en mi falo para luego introducirlo lenta y completamente en su boca, jugando con su lengua y saliva, introduciendolo y sacandolo de su boca con cambios de ritmos que me tenían alucinando de placer,
debo reconocer que una de las cosas que más disfrute mientras chupaba mi duro miembro erecto era ver esos ojos hermosos, como me miraban calentura y disfrutando lo caliente que yo estaba, mientras pasaba mis manos por su pelo y su cuello para gozar esos empujes y movimientos que hacían perder mi miembro en su boca hasta su garganta, y no dejaba de pensar "irías a ser muda que Dios te dio esos ojos?",
algo que me encantó es que solo le dije "amor" y ella como leyendo mi mente y mis intenciones me dice "si, paremonos", sin siquiera decirle lo que quería ella supo intuirlo de forma pefecta, por lo que ella se sienta en un futón y yo me pongo frente a ella con mi falo erecto justo a la altura de su cara, en ese instante la vista fue espectacular, su cabello negro hermoso rodeaban ese rostro hermoso con esos ojos preciosos como zafiros brillando me miraban con placer pidiendo seguir succionando mi miembro erecto, más abajo sus pechos exquisitos y una pequeña cintura que movía ya totalmente caliente y disfrutando el placer conmigo, cuando mi pene entra a su boca y subo una de mis piernas al futon, veo esa cola exquisita, muy trabajada y formando ese corazón, mientras sus manos recorrían mi piernas y mis nalgas empujandome hacía ella aumentando cada vez más el placer y la calentura...hasta llegar al climax mientras yo me retorcía de placer, mis manos tomaban su pelo y su cuello mientras ella seguía dándome placer indiscriminadamente y esos hermosos ojos no me dejaban perderme ni un segundo...

debo decir que el encuentro con Jazmine fue algo que en lo personal trascendió a un simple masaje, hubo algo en ella, tan inexplicable como místico que me cautivó completamente, por lo que pasó directamente al lugar de mis masajistas favoritas, puesto que sentí como si ya la conociera, ella creó ese ambiente y esa comodidad tan exquisita que me sentí en todo momento como con una amiga caliente que le encanta darme placer...

ahora la tabla en cuestión:

Forma de contacto: 10, Muy amable, siempre todo super claro y las respuestas rápidas
Instalaciones: 8, bonito, bien cuidado y decorado,
Higiene: 10, exquisito aroma, perfecta higiene
Rostro: 9.5, preciosa, tiene un encanto natural y unos ojos preciosos.
Besos: 9 , muy ricos y en los momentos precisos.
Busto: 10, perfectos, ricos y suaves, no le agregaría ni quitaría nada
Cuerpo: 9, me encantó, alta, estilizada, con todo bien puesto.
Cola: 9, redondita y dura, muy rica.
Oral: 9.5 , CC, Exquisito, de verdad muy bueno
Flor: N/A
Pélvicos: N/A
Anal: N/A
Duración: 10, super relajada, no miró en ningún momento la hora ni el celular.
Implicación: 10, totalmente, sentí todo el rato la química y la implicancia en lo que hacía.
Tarifas: 10, Vale totalmente lo que cobra,
Nivel de empote: 7, es muy simpática así que se me hizo peligroso
Quimica: 10, fue un punto muy alto en su atención, se encarga de generar un ambiente exquisito

Valoración Total: 9.8, repetiría y añadiría varias cositas, me encantó su atención y ella completa, totalmente recomendada
 
Última edición por un moderador:
Indiana Jones
Member
Registrado13/8/21

¿Irías a ser muda que Dios te dio esos ojos?
Altazor - Vicente Huidobro

luego de semanas de mucha tensión, tanto física como emocional, decidí acudir a una de las bellas musas para un masaje de los buenos,
las semanas anteriores habían estado sumamente complejas, mucho trabajo, mucho problemas, y aumentando la carga del gym para bajar esos kilos demás pospandemia. Por lo que comienzo a revisar el sector de las masajistas en el portal y una intuición me lleva a quedar mirando el perfil de Jazmine, por lo que tomo el primer contacto con ella.
Lo primero a destacar es la simpatía y amabilidad, no fue cortante en ningún momento, me dio toda la información necesaria, super fluida, muy cariñosa en sus mensajes, por lo que ya desde el inicio crea un ambiente y una disposición muy buena para atenderse. Ya coordinada la hora y el día, me dirijo al lugar ya conocido, y me dirijo con esos nervios y ansiedad hacia el apartamento donde me esperaba la cita con la belleza,
siento aquellos tacones lejanos acercarse a la puerta y el corazón se acelera en cuestión de segundos, la puerta se entreabre lentamente y como siempre viene el misterios, entro despacio y a mi derecha una chica linda me invita a pasar a una habitación, muy simpática y amable, y me pide que espere un momento a Jazmine, a lo que accedo encantado. Sin estar muy pendiente de la puerta del box, siento que se abre y veo entrar una mujer hermosa, alta (un poco más baja que yo) figura estilizada, piernas perfectas, un busto pronunciado, redondo y levantado, perfecto para su cuerpo, un cabello preciso ondeado que se ceñia sobre su rostro y hombros como el marco perfecto para un cuadro hermoso, y lo que más me sorprendió y no pude dejar de mirar durante toda la atención, unos ojos maravillosos, y no por el color, ni por la forma, sino que por su mirada, en cuanto la vi a los ojos sentí en un segundo esa conexión mística inefable, como si la conociera de toda la vida, y una sensualidad y química increíble,
ella muy amable me saluda, me invita un vaso de agua, mientras no dejábamos de mirarnos y ciertos segundos nos quedábamos en silencio, disfrutando de aquella mística que ya iba encendiendo el deseo. Jazmine muy cariñosa me invita a recostarme (obviamente sin ropa) sobre la camilla, y comienza un masaje muy, pero muy bueno.
El masaje en si mismo me encantó, no solo por la técnica sino que por la dedicación, es una de las pocas masajistas que he conocido en este mundo que se dedico tiempo a cada parte del cuerpo, en las piernas, los pies, el trasero, la espalda, el cuello, y cada parte del cuerpo lo hizo con mucha dedicación, cuidado y una sensualidad que le es tan inherente que se siente natural y sumamente cómoda. Durante esta parte del masaje conversamos de muchas cosas, la vida, las experiencias, el trabajo, ella me contaba de su vida y yo de la mía, por lo que fue un momento muy agradable y relajado que disfruté a cada segundo.
Luego ya pasamos a la segunda parte, ella con una voz tan exquisita me dice "dese vuelta mi amor" en una forma suave y caliente al oido, lo que me hizo calentar en breve, y haciendo caso a su pedido, ella comienza un masaje frontal, y a besar mi cuerpo ya ardiendo en deseos, ella sabe leer muy bien cada momento, cada movimiento y sabe complacer de forma perfecta incluso sin tener que pedirlo, y debo decir que sus caricias fueron exquisitas, cada toque de sus manos hacían incrementar el deseo y erectar cada vez más mi miembro, lo que ella disfrutaba y seguía incentivando,
toma el preservativo y lo introduce en mi pene erecto de forma tan suave y exquisita que lo hizo poner cada vez más duro, a lo que ella responde con un beso en mi falo para luego introducirlo lenta y completamente en su boca, jugando con su lengua y saliva, introduciendolo y sacandolo de su boca con cambios de ritmos que me tenían alucinando de placer,
debo reconocer que una de las cosas que más disfrute mientras chupaba mi duro miembro erecto era ver esos ojos hermosos, como me miraban calentura y disfrutando lo caliente que yo estaba, mientras pasaba mis manos por su pelo y su cuello para gozar esos empujes y movimientos que hacían perder mi miembro en su boca hasta su garganta, y no dejaba de pensar "irías a ser muda que Dios te dio esos ojos?",
algo que me encantó es que solo le dije "amor" y ella como leyendo mi mente y mis intenciones me dice "si, paremonos", sin siquiera decirle lo que quería ella supo intuirlo de forma pefecta, por lo que ella se sienta en un futón y yo me pongo frente a ella con mi falo erecto justo a la altura de su cara, en ese instante la vista fue espectacular, su cabello negro hermoso rodeaban ese rostro hermoso con esos ojos preciosos como zafiros brillando me miraban con placer pidiendo seguir succionando mi miembro erecto, más abajo sus pechos exquisitos y una pequeña cintura que movía ya totalmente caliente y disfrutando el placer conmigo, cuando mi pene entra a su boca y subo una de mis piernas al futon, veo esa cola exquisita, muy trabajada y formando ese corazón, mientras sus manos recorrían mi piernas y mis nalgas empujandome hacía ella aumentando cada vez más el placer y la calentura...hasta llegar al climax mientras yo me retorcía de placer, mis manos tomaban su pelo y su cuello mientras ella seguía dándome placer indiscriminadamente y esos hermosos ojos no me dejaban perderme ni un segundo...

debo decir que el encuentro con Jazmine fue algo que en lo personal trascendió a un simple masaje, hubo algo en ella, tan inexplicable como místico que me cautivó completamente, por lo que pasó directamente al lugar de mis masajistas favoritas, puesto que sentí como si ya la conociera, ella creó ese ambiente y esa comodidad tan exquisita que me sentí en todo momento como con una amiga caliente que le encanta darme placer...

ahora la tabla en cuestión:

Forma de contacto: 10, Muy amable, siempre todo super claro y las respuestas rápidas
Instalaciones: 8, bonito, bien cuidado y decorado,
Higiene: 10, exquisito aroma, perfecta higiene
Rostro: 9.5, preciosa, tiene un encanto natural y unos ojos preciosos.
Besos: 9 , muy ricos y en los momentos precisos.
Busto: 10, perfectos, ricos y suaves, no le agregaría ni quitaría nada
Cuerpo: 9, me encantó, alta, estilizada, con todo bien puesto.
Cola: 9, redondita y dura, muy rica.
Oral: 9.5 , CC, Exquisito, de verdad muy bueno
Flor: N/A
Pélvicos: N/A
Anal: N/A
Duración: 10, super relajada, no miró en ningún momento la hora ni el celular.
Implicación: 10, totalmente, sentí todo el rato la química y la implicancia en lo que hacía.
Tarifas: 10, Vale totalmente lo que cobra,
Nivel de empote: 7, es muy simpática así que se me hizo peligroso
Quimica: 10, fue un punto muy alto en su atención, se encarga de generar un ambiente exquisito

Valoración Total: 9.8, repetiría y añadiría varias cositas, me encantó su atención y ella completa, totalmente recomendada
Colega, que buen relato. Gracias por darse el tiempo de escribirlo. Es tan satisfactorio cuando encuentra ese tipo de vínculo más allá de la simple transacción. Cuándo pasa, a uno le queda dando vuelta harto rato.
Encontró su pedacito de Nirvana en este Santiago tan convulsionado. Lo felicito.
 
ingenierohot
Member
Registrado14/1/15
Tremendo relato estimado, solamente felicitarlo por este gran momento que tuvo con esta bella dama, se las mandó
Suerte.
 
dixon
Member
Registrado12/8/21

¿Irías a ser muda que Dios te dio esos ojos?
Altazor - Vicente Huidobro

luego de semanas de mucha tensión, tanto física como emocional, decidí acudir a una de las bellas musas para un masaje de los buenos,
las semanas anteriores habían estado sumamente complejas, mucho trabajo, mucho problemas, y aumentando la carga del gym para bajar esos kilos demás pospandemia. Por lo que comienzo a revisar el sector de las masajistas en el portal y una intuición me lleva a quedar mirando el perfil de Jazmine, por lo que tomo el primer contacto con ella.
Lo primero a destacar es la simpatía y amabilidad, no fue cortante en ningún momento, me dio toda la información necesaria, super fluida, muy cariñosa en sus mensajes, por lo que ya desde el inicio crea un ambiente y una disposición muy buena para atenderse. Ya coordinada la hora y el día, me dirijo al lugar ya conocido, y me dirijo con esos nervios y ansiedad hacia el apartamento donde me esperaba la cita con la belleza,
siento aquellos tacones lejanos acercarse a la puerta y el corazón se acelera en cuestión de segundos, la puerta se entreabre lentamente y como siempre viene el misterios, entro despacio y a mi derecha una chica linda me invita a pasar a una habitación, muy simpática y amable, y me pide que espere un momento a Jazmine, a lo que accedo encantado. Sin estar muy pendiente de la puerta del box, siento que se abre y veo entrar una mujer hermosa, alta (un poco más baja que yo) figura estilizada, piernas perfectas, un busto pronunciado, redondo y levantado, perfecto para su cuerpo, un cabello preciso ondeado que se ceñia sobre su rostro y hombros como el marco perfecto para un cuadro hermoso, y lo que más me sorprendió y no pude dejar de mirar durante toda la atención, unos ojos maravillosos, y no por el color, ni por la forma, sino que por su mirada, en cuanto la vi a los ojos sentí en un segundo esa conexión mística inefable, como si la conociera de toda la vida, y una sensualidad y química increíble,
ella muy amable me saluda, me invita un vaso de agua, mientras no dejábamos de mirarnos y ciertos segundos nos quedábamos en silencio, disfrutando de aquella mística que ya iba encendiendo el deseo. Jazmine muy cariñosa me invita a recostarme (obviamente sin ropa) sobre la camilla, y comienza un masaje muy, pero muy bueno.
El masaje en si mismo me encantó, no solo por la técnica sino que por la dedicación, es una de las pocas masajistas que he conocido en este mundo que se dedico tiempo a cada parte del cuerpo, en las piernas, los pies, el trasero, la espalda, el cuello, y cada parte del cuerpo lo hizo con mucha dedicación, cuidado y una sensualidad que le es tan inherente que se siente natural y sumamente cómoda. Durante esta parte del masaje conversamos de muchas cosas, la vida, las experiencias, el trabajo, ella me contaba de su vida y yo de la mía, por lo que fue un momento muy agradable y relajado que disfruté a cada segundo.
Luego ya pasamos a la segunda parte, ella con una voz tan exquisita me dice "dese vuelta mi amor" en una forma suave y caliente al oido, lo que me hizo calentar en breve, y haciendo caso a su pedido, ella comienza un masaje frontal, y a besar mi cuerpo ya ardiendo en deseos, ella sabe leer muy bien cada momento, cada movimiento y sabe complacer de forma perfecta incluso sin tener que pedirlo, y debo decir que sus caricias fueron exquisitas, cada toque de sus manos hacían incrementar el deseo y erectar cada vez más mi miembro, lo que ella disfrutaba y seguía incentivando,
toma el preservativo y lo introduce en mi pene erecto de forma tan suave y exquisita que lo hizo poner cada vez más duro, a lo que ella responde con un beso en mi falo para luego introducirlo lenta y completamente en su boca, jugando con su lengua y saliva, introduciendolo y sacandolo de su boca con cambios de ritmos que me tenían alucinando de placer,
debo reconocer que una de las cosas que más disfrute mientras chupaba mi duro miembro erecto era ver esos ojos hermosos, como me miraban calentura y disfrutando lo caliente que yo estaba, mientras pasaba mis manos por su pelo y su cuello para gozar esos empujes y movimientos que hacían perder mi miembro en su boca hasta su garganta, y no dejaba de pensar "irías a ser muda que Dios te dio esos ojos?",
algo que me encantó es que solo le dije "amor" y ella como leyendo mi mente y mis intenciones me dice "si, paremonos", sin siquiera decirle lo que quería ella supo intuirlo de forma pefecta, por lo que ella se sienta en un futón y yo me pongo frente a ella con mi falo erecto justo a la altura de su cara, en ese instante la vista fue espectacular, su cabello negro hermoso rodeaban ese rostro hermoso con esos ojos preciosos como zafiros brillando me miraban con placer pidiendo seguir succionando mi miembro erecto, más abajo sus pechos exquisitos y una pequeña cintura que movía ya totalmente caliente y disfrutando el placer conmigo, cuando mi pene entra a su boca y subo una de mis piernas al futon, veo esa cola exquisita, muy trabajada y formando ese corazón, mientras sus manos recorrían mi piernas y mis nalgas empujandome hacía ella aumentando cada vez más el placer y la calentura...hasta llegar al climax mientras yo me retorcía de placer, mis manos tomaban su pelo y su cuello mientras ella seguía dándome placer indiscriminadamente y esos hermosos ojos no me dejaban perderme ni un segundo...

debo decir que el encuentro con Jazmine fue algo que en lo personal trascendió a un simple masaje, hubo algo en ella, tan inexplicable como místico que me cautivó completamente, por lo que pasó directamente al lugar de mis masajistas favoritas, puesto que sentí como si ya la conociera, ella creó ese ambiente y esa comodidad tan exquisita que me sentí en todo momento como con una amiga caliente que le encanta darme placer...

ahora la tabla en cuestión:

Forma de contacto: 10, Muy amable, siempre todo super claro y las respuestas rápidas
Instalaciones: 8, bonito, bien cuidado y decorado,
Higiene: 10, exquisito aroma, perfecta higiene
Rostro: 9.5, preciosa, tiene un encanto natural y unos ojos preciosos.
Besos: 9 , muy ricos y en los momentos precisos.
Busto: 10, perfectos, ricos y suaves, no le agregaría ni quitaría nada
Cuerpo: 9, me encantó, alta, estilizada, con todo bien puesto.
Cola: 9, redondita y dura, muy rica.
Oral: 9.5 , CC, Exquisito, de verdad muy bueno
Flor: N/A
Pélvicos: N/A
Anal: N/A
Duración: 10, super relajada, no miró en ningún momento la hora ni el celular.
Implicación: 10, totalmente, sentí todo el rato la química y la implicancia en lo que hacía.
Tarifas: 10, Vale totalmente lo que cobra,
Nivel de empote: 7, es muy simpática así que se me hizo peligroso
Quimica: 10, fue un punto muy alto en su atención, se encarga de generar un ambiente exquisito

Valoración Total: 9.8, repetiría y añadiría varias cositas, me encantó su atención y ella completa, totalmente recomendada
Excelente relato !!
 
Augusto_Perez
VIP Member
Registrado25/3/19
Colega, que buen relato. Gracias por darse el tiempo de escribirlo. Es tan satisfactorio cuando encuentra ese tipo de vínculo más allá de la simple transacción. Cuándo pasa, a uno le queda dando vuelta harto rato.
Encontró su pedacito de Nirvana en este Santiago tan convulsionado. Lo felicito.
totalmente colega,
esas experiencias valen más que oro,
y ese vinculo es maravilloso, creo que como usted dice, un pedacito de Nirvana,
me encantó la metafora
 
Gambit
VIP Member
Registrado16/2/18
Buenísimo el relato, es lo mejor cuando se da ese tipo de conexión, de antemano ya sabes que lo pasarás bien.

Se agradece también cuando las musas se toman su tiempo y brindan una gran dedicación y saben reconocer los tiempos, todo eso ayuda a que la experiencia sea inolvidable.
 
Arriba